Crema de limón. Receta fácil de lemon curd

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votes, average: 3,50 out of 5)
Cargando…

Cómo hacer crema de limón. El lemon curd o la crema inglesa se ha convertido en uno de mis ingredientes favoritos desde que estoy en Inglaterra. Rápida y fácil de hacer, solo se necesitan un par de ingredientes para conseguir una crema de limón perfecta con una textura sedosa y un sabor equilibrado entre ácido y dulce.

crema de limon receta

Esta receta de crema de limón puede usarse para cubrir o rellenar tartas como la lemon pie o muffins de limón, pero también para esparcirlo en tostadas o scones y tener un desayuno de lo más delicioso.

receta crema de limoncrema de limon facil

Sigue unos pequeños trucos de esta crema de limón, receta inglesa, y ya verás como en menos de media hora tienes una lemon curd perfecta. Remueve la crema inglesa sin parar con unas varillas de cocina para que no se creen grumos y tendrás una crema de limón de lo más sedosa.

receta lemon curd

Crema de limón. Receta fácil de lemon curd
 
Preparación
Cocción
Tiempo total
 
Autor:
Cocina: Inglesa
Comensales: 2 tarros
Ingredientes
  • 5 yemas de huevo
  • 2 huevos
  • Ralladura de un limón
  • 110 mL de zumo de limón
  • 110 g de azúcar
  • 60 g de mantequilla fría
Elaboración
Antes de empezar con la receta de crema de limón, ralla la peladura de un limón con cuidado de no rallar la parte blanca y exprime aproximadamente 3 limones.
  1. En un bol ponemos el zumo de limón, ralladura de limón, huevos y azúcar.
  2. Ponlo a calentar al baño María, sin que el agua toque la superficie del bol.
  3. Remueve constantemente con las varillas unos 5 minutos, hasta que obtengas una consistencia densa.
  4. Aparta el bol del baño María.
  5. Corta la mantequilla en dados y añádelos de uno en uno, mezclando la crema de limón con las varillas. Así cortaremos la cocción de los huevos y conseguiremos una textura de lo más suave.
  6. Tapa el bol con papel film y deja enfriar la crema de limón por completo.
Cuando la lemon curd haya enfriado puedes utilizarla directamente para algún postre o transferirla a un envase hermético y conservarla en la nevera por unos cuantos días.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *