Los mejores vinos para acompañar la comida

vinos de autor

Una buena comida debe estar siempre regada por un buen vino. Cada alimento se puede maridar perfectamente con alguno de los excelentes vinos de nuestra tierra, todos ellos de un alto nivel y de una calidad inigualable. 

Con maridaje se entiende una técnica culinaria que combina la comida con el vino y cuyo objetivo es que el sabor, aroma y regusto de ambos se potencie con su mezcla, consiguiendo así una explosión de deleite en el paladar. 

Para que el maridaje sea perfecto hay que saber elegir bien cada vino en función de los alimentos que se vayan a tomar. Por ejemplo, si se van a tomar comidas copiosas, lo ideal es casarlas con un tinto de mucho cuerpo. Mientras que para pastas o arroces es preferible optar por crianzas más jóvenes y de fondo afrutado.

Caldos de la Denominación de Origen Ribera del Duero

Para aquellos comensales que gustan de buenas carnes de la tierra a la brasa los tintos de la Denominación de Origen Ribera del Duero son perfectos, pero también lo son para tomarlos con una buena parrillada de verduras. El vino Ribera de Duero se puede maridar también con otros productos gourmet, como es el caso de los jamones y embutidos ibéricos o los quesos manchegos, ya que potencia el sabor de los mismos. Igualmente es muy apreciado para tomar con platos de pasta o con empanadas.

El vino de Ribera de Duero es llamado el oro negro. Los caldos de la Denominación de Origen Ribera de Duero son sin duda de los más conocidos en España, pero también a nivel internacional. Uno de los pueblos de esta zona vitivinícola con algunas de las mejores bodegas del país es Peñafiel. En esta zona destacan vinos como el de las Bodegas Resalte. Estas bodegas producen unos vinos de sabor y aroma únicos, con notas maduras y muy sabrosos. Resalte elabora una amplia gama de caldos de muchísima calidad enfocados al sector culinario y que no dejan indiferente a nadie.

Bodegas con historia y mucho futuro

La uva de referencia para elaborar estos vinos es la variedad tempranillo, ya que con ella consiguen unos caldos elegantes, con toques de sabor muy modernos y con una identidad única. La Bodega trabaja con dos marcas: Resalte, que toma su nombre de las propias bodegas y Lecco, una línea de vinos más moderna y transgresora donde se buscan los aromas primarios y la frescura.

Resalte es la marca que reúne la esencia de la bodega y cuenta con diferentes caldos de gran prestigio, desde el Gran Resalte, un vino muy especial y de gran complejidad a Expresión, un caldo elaborado con uvas de viñas antiguas de una calidad excelente. También son dignos de mención el vino 8 Essences, un caldo en el que se unifican las añadas de varios años y que representa lo mejor de las bodegas, o Resalte Vendimia Seleccionada, un vino que nace de las uvas cosechadas a casi mil metros de altitud en la zona más alta de toda la Ribera del Duero, El Páramo. Se trata de un vino fresco, frutal y equilibrado, de color rojo azulado.

Los vinos de Resalte tienen más de veinte años de historia y a lo largo de este tiempo se han conseguido colocar en unas posiciones muy interesantes en el mercado gastronómico. Todos ellos han sido aplaudidos tanto por los consumidores como por la crítica, y tienen en su haber una muy buena lista de premios y reconocimientos.Cada uno de los vinos de Resalte se cría en barricas diferentes y con tostados distintos para que cada caldo cuente con sus propias características y virtudes, además de las propias de la uva. Solo con cariño y saber hacer se puede obtener un resultado tan excelente, y estos vinos son el reflejo de ello. Son caldos elegantes, complejos y muy finos para el paladar.

1 comentario

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.